Patatas Hasselback

cabecera del post
receta de patatas hasselback
Ya había visto esta forma de hacer las patatas Hasselback asadas alguna vez. Lo más curioso de todo es el nombre Hasselback.
El nombre es debido a su origen, que es sueco, y más concretamente, de uno de los restaurantes más prestigiosos de Suecia, el Hasselbacken, que se encuentra en Djurgarden, que es una isla y un parque situado al este de la ciudad de Estocolmo.
En sus principios era un pequeño restaurante con cinco mesas y veinte sillas y se llamaba Hazel Hill, pero el increíble entorno natural de la isla pronto la convirtió en un lugar de veraneo predilecto y en 1816 se construyó un bello edificio para recibir a la distinguida clientela del momento. En 1853 el restaurante pasó a manos de un reconocido cocinero, Jacob William Davidson, quien abrió las puertas del restaurante Hasselbacken y tuvo lugar su época dorada y exclusiva.
En 1872 sufrió un violento incendio y el edificio principal quedó destruido totalmente. Dos años más tarde se construiría un magnífico edificio nuevo con habitaciones y spa, convirtiéndose en la principal atracción de la isla.
Entre 1947 y 1969 se creó allí la primera escuela-restaurante del país, de la cual surgieron grandes cocineros que recorrieron el mundo. En esa atmósfera de esplendor nacieron las patatas Hasselback, una idea de los alumnos para darle prestigio a la más humilde de las guarniciones, las patatas asadas.
Así que, aquí van, ¡ahora sí! nos arreglan tanto un plato ¿no os parece? quedan tan bonitas pero es que además, son sencillas de hacer, y si lo haces en versión microondas se tarda nada aunque quedan mejor si las haces al horno. El truco sólo está en la manera de cortarlas, vamos a ello…

[rpi]


Patatas Hasselback

Tiempo de preparación | 1 hora
Dificultad | media

¿Qué se necesita?

– 4 patatas medianas (tirando a pequeñas), mantequilla, aceite de oliva, sal en escamas (tipo Maldom), 3 ajos, pimienta negra recién molida.

¿Cómo se hacen las patatas hasselback?

1. Se empieza cortando las patatas, para evitar cortarlas del todo lo mejor es utilizar una cuchara del tamaño de las patatas. Ponemos la patata encima de la cuchara y cortamos sin miedo de llegar al final. Puedes pelarlas o no, según gustes, sino lo haces lávalas muy bien…
2. A continuación cortamos los ajos en laminas finas y ponemos algunas laminas dentro de las rodajas de patatas, no hace falta poner en todas, solo en algunas, aunque eso es según gustos. Ponemos las patatas en una fuente de horno.
3. Echamos un poco de aceite de oliva, la sal en escamas y la pimienta. Y terminamos con un poco de mantequilla para que les de un dorado más bonito. 4. Introducimos en el horno a 200 ºC durante unos 40 minutos.
5. La versión microondas es igual salvo el “horneado” con 20 minutos basta, según el tamaño de la patata pero no quedan crujientes por fuera, aunque si muy bonitas.

GatoConsejos

– Acompaña las patatas Haselback con un poco de salsa ali oli, aunque parezca demasiado ajo, queda genial.
– Algunas personas les ponen también clavo, no lo he probado porque el clavo es demasiado fuerte para mí, pero seguro que le queda de lujo.
-Las patatas Hasselback son patatas crujientes por fuera y tiernas por dentro que acompañan bien cualquier carne.
En CocinandoconCatMan.com | Fabada Asturiana
En CocinandoconCatMan.com | Galletas de Avena chocolate blanco y naranja
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Ninguna valoración todavía)
Loading...
Comparte esta receta en:
El chef
Manu CatMan
Recetas de cocina con fotos y canal de vídeos en youtube. Gastronomía, Viajes, Restaurantes, trucos de cocina y excursiones en Mallorca. Manu CatMan

Leave us your comments or suggestions

Your email address will not be published. Required fields are marked *